Por decir algo...
El (Beta)Blog de Agustín Raluy
domingo, diciembre 05, 2004

¿Casualidad?

Vamos a hacer un pequeño experimento. Entren en IMDB (la base de datos de cine de Amazon y referencia mundial en cuanto a consulta cinematográficas) y busquen cualquier película. La que quieran. Su preferida, por ejemplo.

Elijan la que elijan verán algo como esto:
Publicidad en 'The Polar Express'
(click para ampliar)

El esquema de una página tipo de IMDB es fijo y bastante sencillo: barra de opciones a la izquierda, información sobre la película de nuestro interés en la zona central y una caja con items sobre la película en Amazon a la derecha. Para completar la postal (y de paso recaudar un poquito) podemos encontrar un banner publicitario horizontal que ocupa toda la parte superior de la página y otro vertical a la derecha bajo la caja de Amazon.

La publicidad que aparece en los banners es 'aleatoria'. Desde anuncios de Google hasta anuncios como el de match.com que se puede ver en la imagen. En ocasiones aparecen incluso banners de otras películas en campaña de promoción (en cartel o de próximo lanzamiento comercial). La aleatoriedad es relativa, puesto que el motor de publicidad es capaz, por ejemplo, de distinguir desde dónde nos conectamos para mostrar anuncios en nuestro idioma. Pero pese a seguir ciertas pautas, podemos suponerla entre un conjunto de anuncios determinados.

¿Por qué les he invitado a hacer ese experimento? Hace un rato estaba hablando con mi hermano sobre la última película de Pixar, 'The Incredibles' (muy recomendable, por cierto) y a raíz de esa conversación he entrado a IMDB a buscar información sobre ella.

Esto es lo que ha salido en mi navegador:
Publicidad en 'The Incredibles'
(click para ampliar)

A primera vista no he visto nada raro. Todo en su sitio, sin diferencias con respecto a lo comentado anteriormente. Pero en un segundo barrido visual me he fijado en los banners: tanto el superior como el lateral hacía referencia a la película 'The Polar Express'. Para aquellos que no lo sepan, 'The Polar Express' es precisamente la competencia directa de la Warner Bros a la película de Pixar en el mercado del cine de animación para la campaña navideña. ¿Un anuncio 'aleatorio' de mi competencia más directa en la ficha de mi propia película? También es casualidad...

¿Casualidad? Realmente mi primera impresión ha sido pensar que se trataba de una casualidad. Casualidad poco afortunada, pero casualidad. Me he sonreído a mí mismo pensando en la torpeza del motor de publicidad de IMDB, pensando en lo poco que les costaría poner un filtro para que determinados banners no apareciesen en determinadas fichas... ¡Alto, para el carro! ¿Torpeza? Estamos hablando de Amazon... ¿cuándo han demostrado torpeza los chicos de Jeff Bezos?

Inmediatamente he recargado la página: si el anuncio es aleatorio saldrá otra cosa. Vaya, la misma publicidad. No pasa nada, todos sabemos que no se puede generalizar con dos únicas muestras. Otra recarga, más de lo mismo. Tal vez sea el caché del navegador... pues no, no es el caché. Lo he probado varias veces con todos los navegadores de mi ordenador: mismo resultado. A continuación he hecho la prueba desde 3 ordenadores distintos que administro remotamente... ¿cuál es la probabilidad de que en 82 repeticiones dos banners que deberían mostrar contenido aleatorio nos enseñen siempre el mismo anuncio? La matemáticas nos dicen que baja, bajísima. En cambio Bezos nos está diciendo que es 1. ¿Contradicción? No se yo, pero en estos tiempos que corren uno casi debería fiarse más de Bezos que de las matemáticas... ¿Lo han probado? Les aparece la misma publicidad? ¿Tiramos entonces a la basura siglos enteros de matemáticas?

Imaginen un anuncio de Siemens Mobile en el catálogo de Nokia. O la venta de camisetas del Real Madrid en la tienda oficial del Barça. Sí, es cierto que la situación no es exactamente la misma, puesto que IMDB no depende de las compañías cinematográficas y es libre de vender sus espacios publicitarios como bien le parezca, pero no por ello deja de ser una situación curiosa. Realmente, la estrategia de 'The Polar Express' no es del todo mala... su público objetivo es básicamente el mismo que el de 'The Incredibles', y además estamos hablando de dos productos de consumo no excluyente. Así que, ¿para qué gastar enormes cantidades en publicidad en los mass media, donde no puedo controlar la audiencia y el esfuerzo publicitario se diluye, si tengo herramientas para que mi mensaje llegue directamente a aquellos a los que me interesa llegar? 'The Incredibles' se estrenó un par de semanas antes que 'The Polar Express' y ha cosechado un éxito tremendo. Eso implica cientos de miles de visitas a la ficha de la película en IMDB, cientos de miles de espectadores/clientes potenciales...

Todavía un par de curiosidades más. En la primera imagen, un poco más arriba, se muestra la ficha de 'The Polar Express'. En esa ficha la publicidad sí que es aleatoria. Natural. ¿Para qué gastar en promoción si el potencial cliente viene por su propia voluntad a informarse sobre nuestro producto?. Por otro lado, se me ha ocurrido extender esta pequeña investigación a otras películas. Aparecen banners genéricos acompañando al resto de películas de éxito actualmente en cartel, y también vemos banners genéricos con las películas de animación más conocidas. Con una sóla excepción: en 'Shark Tale', la película de Dreamworks (creadores de Shrek, el otro 'grande' de la animación digital) y que en gran parte del mundo todavía está en cartelera... ¿Otra casualidad?

Publicado por Agustín a las 17:59

|

Por decir algo...

El (Beta)Blog de Agustín Raluy