Por decir algo...
El (Beta)Blog de Agustín Raluy
lunes, enero 02, 2006

Messenger en el trabajo

El último banner de autopromoción de MSN Messenger ha conseguido llamar mi atención:

MSN Messenger en el trabajo
(click para ampliar)

En él, José Antonio Blesa, responsable del proyecto Ariño-Alloza (patrocinado por Microsoft) nos habla de las bondades de MSN Messenger para poder llegar mejor a sus alumnos y realizar mejor su trabajo.

Personalmente, el uso de mensajería instantánea me parece una buena idea como apoyo a la docencia. De hecho, lo primero que hago cada curso cuando me presento a mis nuevos estudiantes es darles un par de direcciones para poder contactar conmigo a través de mensajería instantánea, una en MSN Messenger y otra en Jabber (este año también Skype y Google Talk). El uso de la mensajería instantánea me permite estar prácticamente a tiempo completo a su disposición, especialmente este año que no puedo recibirles en mi despacho tanto como de gustaría. Jeje, he tenido consultas incluso a horas un poco 'raras'... Pero bueno, lo que se intenta no es tanto dar facilidades de contacto, que también, sino sobre todo fomentar su curiosidad. Que puedan desarrollar esas estupendas ideas que les pasan por la cabeza en lugar de perderlas para siempre por no darles curso...

Sin embargo, el banner continuaba dando vueltas:

MSN Messenger en el trabajo
(click para ampliar)

Propone utilizar MSN Messenger como herramienta de trabajo habitual en las empresas. Y ahí, ya... pues no estoy tan de acuerdo. Me sigue pareciendo buena la idea de utilizar la mensajería instantánea y lo que ofrece (reuniones de grupo, transferencia de ficheros, voz...) como herramienta de trabajo, sobre todo en grupos/empresas de cierto tamaño, pero no creo que MSN Messenger sea la mejor solución. Cierto que es el protocolo que más utilizo con mis alumnos, pero creo que el caso no es aplicable a una empresa de puertas hacia adentro. Problemas de seguridad, conversaciones y datos no cifrados, publicidad demasiado intrusiva... por no hablar del riesgo de meter virus, troyanos y demás fauna del mundo-bit en la red corporativa. Mi alternativa, sin duda, sería crear una red privada de mensajería instantánea basada en Jabber [es], sencillísima de instalar (servidor) y de utilizar (empleados).

Pero vamos, no me hagáis mucho caso. A fin de cuentas, en mi empresa, tampoco me lo hacen cuando se trata de asuntos tecnológicos...

Nota: Me ha costado casi tres horas redactar este post... ¡¡estaba con tutorías virtuales por Messenger al mismo tiempo!! Por cierto, que he tenido una conversación muy interesante con la novia de uno de mis alumnos sobre el futuro de los CMS y gestores de contenidos. Encantado de conocerte, Bea :)

Hace un año: A ver quién mea más lejos, Médias en crise [Medios de comunicación en crisis], PageRank 4...

Publicado por Agustín a las 19:06

|

Por decir algo...

El (Beta)Blog de Agustín Raluy