Por decir algo...
El (Beta)Blog de Agustín Raluy
jueves, marzo 29, 2007

Libros y televisión

Imagino que todos tenemos rondando por la cabeza alguna frase de esas que oyes o lees alguna vez cuando eres niño, que ni siquiera recuerdas dónde, pero que te acompañan durante toda tu vida. O bueno, al menos yo las tengo.

Una de ellas es algo que algún héroe le dice al malvado de turno una vez desmontado su maléfico plan y apresado: 'si hubieses utilizado tu poder para el bien y no para el mal...'

Supongo que si nombro a la televisión como uno de los ingenios con más poder de la actualidad nadie se va a sorprender a estas alturas. La televisión nos dice cómo tenemos que vestir, cómo tenemos que comportarnos, qué aspecto debemos tener y qué debemos hacer (y ya que estamos, comprar) para tener éxito en la vida. [Por supuesto, este último párrafo no se aplica ni a mí ni a ninguno de los lectores de este blog, que sólo vemos los documentales de la 2]

Bien, mal, poder y televisión... cuatro palabras que en cualquiera de sus múltiples combinaciones podrían dar tanto que hablar como la Pataky y sus fotos robadas o nuestra admirada Pe y su nuevo novio (parece ser que le ha tocado al sosainas de Josh Hartnett en esta ocasión). No quiero entrar en ese complicado debate (que pasaría por definir qué es eso de bien y mal) pero sí que me gustaría lanzar una pregunta al aire: ¿tenemos alguna manera de medir el poder de la televisión?

Estoy seguro de que a cualquiera de nosotros se nos pueden ocurrir unas cuantas. A mí, en concreto, se me ocurrió una hace un par de días mientras leía este post en Freakonomics. A partir de ese post descubrí que Oprah Winfrey, la presentadora de TV más influyente en los Estados Unidos había montado un club de lectura y que se había desatado una gran expectación por el próximo título que iba a escoger. Se me ocurrió que tal vez las cifras de ventas de ese libro pudiesen ser una medida (tan mala como cualquier otra) de ese poder.

Pues resulta que ayer se hizo público el título del libro: The Road, de Cormac McCarthy. ¿Cuánto poder tiene Oprah? ¿Cuánto poder tiene la televisión? Sólo hay que entrar en Amazon...

El poder de Oprah
(click para ampliar)

Ni que decir tiene que el #1 del ranking es un puesto totalmente inaccesible, que para eso está ahí Harry Potter (quien por cierto, hoy mismo ha hecho pública la portada, es la que se ve en la imagen). Y precisamente por eso saltar directamente al #2 por el mero hecho de ser una novela 'tocada por la televisión' me parece una muestra de poder tremenda.

¿Sigue teniendo poder la televisión? Pues me temo que sí (al menos, y por el momento, más que los blogs, qué le vamos a hacer)

¿Que se utilice ese poder para catapultar un libro al (casi) #1 de ventas es utilizarlo para el bien? ¿O para el mal? Pues no lo sé, habrá quien diga que fomentar la lectura es sano y quien opine que es una rastrera maniobra de algún avispado departamento de marketing. Mi opinión es que, más allá de las ventas multimillonarias que pueda haber detrás, el que alguien de alguna manera trate de incentivar la lectura siempre debe ser motivo de celebración.

Jeje, ¿os imagináis a los del tomate o a la Gemio recomendando libros? ¿Cuáles serían?

Update: Acabo de recordar que Almudena Grandes recomienda cada semana un libro en el programa radiofónico 'La ventana', de la cadena SER. Otra gran iniciativa. Aunque hay algo que me falla... la última vez recomendó el Ulysses de Joyce y no lo veo en ninguna lista de más vendidos...

Publicado por Agustín a las 17:46

|

Por decir algo...

El (Beta)Blog de Agustín Raluy